martes, marzo 03, 2009

Bolivia revela pasado de represión

Bolivia revela pasado de represión
Mery Vaca
Mery Vaca 
Bolivia

El gobierno boliviano informó que restos humanos, celdas subterráneas y documentos oficiales de la época de los gobiernos militares fueron hallados en las profundidades del Ministerio de Gobierno de Bolivia, en el centro de la ciudad de La Paz.

El ministerio armó este martes una especie de exposición con fotografías, documentos antiguos y pequeñas bolsas plásticas que contenían huesos. Luego permitió que las cámaras se acercaran a los túneles donde ahora se hacen trabajos de remodelación.

Presidente de Bolivia, Evo Morales
El presidente Morales visitó este martes los túneles subterráneos.

El impulsor de la búsqueda de estas celdas es el viceministro de Gobierno, Marcos Farfán, quien denunció haber sido torturado en ese mismo sótano cuando tenía 16 años y militaba en el izquierdista Ejército de Liberación Nacional (ELN), de inspiración guevarista.

El viceministro Farfán dijo a BBC Mundo que hace dos años ingresó a trabajar al Ministerio de Gobierno y que, por curiosidad, buscó las celdas en las que estuvo recluido en 1972, pero como no halló ninguna evidencia sugirió al ministro hacer remodelaciones a la infraestructura y, al mismo tiempo, investigar el pasado político del país.

Así empezó esta búsqueda que ahora está en manos de la Fiscalía.

La picana

Farfán cuenta que una madrugada de 1972, cuando Bolivia vivía bajo el mando del gobernante militar Hugo Bánzer Suárez, fue detenido en la casa de su madre.

"Me subieron al Ministerio de Gobierno, me metieron al sótano, eran ocho o nueve (personas), de inmediato me dieron una primera golpiza para preguntarme de los contactos".

 Me subieron al Ministerio de Gobierno, me metieron al sótano, eran ocho o nueve (personas), de inmediato me dieron una primera golpiza para preguntarme de los contactos 
Marcos Farfán, viceministro de Gobierno
"Como pensaban que estaba ocultándoles información me llevaron a una celda que botaba agua, de una cañería caía una especie de ducha y la celda se iba llenando (...) de afuera metían cables de luz eléctrica y como yo estaba desnudo me hacían zapatear con la descarga eléctrica".

Después de haber estado detenido en otras dependencias, volvió al Ministerio de Gobierno, donde según cuenta, experimentó los toques eléctricos de la picana tanto en los testículos como en las muelas.

La picana era un instrumento de tortura que permitía aumentar o disminuir el voltaje en función a las respuestas o al silencio de la víctima.

También recuerda que le clavaron alfileres en los pies y que finalmente fue liberado porque organizaciones humanitarias hicieron gestiones para sacarlo porque era un menor de edad.

Marcos Farfán dice no tener deseos de pasar factura a sus torturadores porque "ya están ancianos" y porque era "una lucha política" en la que el principal actor era Estados Unidos que, según su testimonio, promovía estos regímenes en la región.

"Pichones de la dictadura"

No piensa igual el presidente Evo Morales, quien visitó este martes las celdas halladas en el subsuelo del Ministerio de Gobierno.

"Si se demuestra que son huesos de seres humanos, los pichones de la dictadura tendrán que pagar esa situación", dijo Morales acompañado del ministro de Gobierno, Alfredo Rada, y del fiscal Marcelo Sosa.

"Billetes" del ELN
En los túneles también se halló propaganda política confiscada.
Luego, el presidente precisó que se refería a "todos los militantes de ADN y que ahora están en Podemos".

Acción Democrática Nacionalista (ADN) era el partido de Bánzer. Con esa sigla, el ex presidente militar se convirtió en un gobernante electo en las urnas en 1997.

Podemos, el partido que aglutinó a algunos cuadros de la vieja ADN, es liderado por Jorge Quiroga Ramírez, quien fue vicepresidente de Bánzer y lo sucedió en la silla presidencial cuando éste falleció víctima de un cáncer.

Morales agregó que si se comprueba que los huesos hallados son restos humanos podría pensar que "estos es el cementerio de gente que luchaba por su pueblo" y aprovechó la ocasión para pedir información a los militares sobre el paradero de quien fuera líder socialista Marcelo Quiroga Santa Cruz, asesinado en 1980 durante el golpe militar de Luís García Meza, quien actualmente cumple una condena de 30 años de prisión.

El fiscal Marcelo Sosa ya adelantó que los restos encontrados son de seres humanos, aunque no pudo precisar de qué época son y tampoco estableció si se trata de una o varias personas. Todo ello, señaló, se determinará luego de un análisis de ADN.

Según dijo, los elementos hallados corresponden al período comprendido entre 1964 y 1982, época en la que Bolivia estuvo al mando de sucesivos gobiernos militares. Sólo Hugo Bánzer gobernó entre 1971 y 1978.



No hay comentarios.: