domingo, febrero 24, 2008

“Exxon actuó de mala fe, preparó la acción en secreto”

viceministro Bernard Mommer
“Exxon actuó de mala fe, preparó la acción en secreto”
Fuente: Panorama

El viceministro de Hidrocarburos, Bernard Mommer, señaló en entrevista con PANORAMA que la demanda de Exxon contra Pdvsa busca “causar zozobra, para ver si nos apabulla, para ver si consigue crear pánico en la banca y que tengamos problemas de operación diaria bajo la amenaza de que les debemos 12 millardos de dólares”. Venezuela presentará sus testimonios ante la corte británica que lleva el caso. Texto: Wilmer Ferrer

Caracas

Venezuela presentará esta semana sus testimonios ante la corte británica que ventila la demanda interpuesta por la Exxon Mobil entre el miércoles y el viernes y responderá con alegatos bien fundamentados las acusaciones de que fue objeto por la transnacional petrolera.

Por el momento “estamos trabajando (en la presentación de los testimonios) pero por ahora no habrá acciones. Con esto queda fijada nuestra posición de que estamos objetando”, dijo el viceministro de Hidrocarburos, Bernard Mommer.

Mommer señaló que la demanda de Londres es la de más notoriedad para la Exxon y para el resto del mundo por cuanto esa empresa causó mucho ruido con sus demandas en contra de la República.

La demanda de Nueva York fue para congelar 300 millones de dólares a Pdvsa Cerro Negro donde Exxon Mobil es socio. Pero la demanda de Londres por 12 millardos de dólares es el gran problema por lo que “tenemos que contradecir esa medida y hacer que se remueva”.

“Tenemos un equipo legal nacional e internacional que viene trabajando todo el tema de las asociaciones y sus problemas y de las posibles acciones que pueda tomar la corte”, explicó.

—¿De qué manera se prepara Venezuela?

—Hemos actuado con cautela. Nuestro proceso no se manejó visceralmente sino muy planificado, con estrategia y con mucha táctica. El norte es recuperar la soberanía, y en lo económico vamos sin arrinconar desesperadamente al socio; queremos que ellos tengan ganancias razonables, pero que no nos menoscabe nuestros derechos soberanos y que no tenga ganancias excesivas.

—Además del alegato de la de la soberanía, ¿qué otros argumentos lleva?

—En Londres no vamos a discutir eso, sino en qué se apoya la medida pues Exxon argumentó que actuó como lo hizo porque existe el peligro de desaparición de nuestros bienes y que si gana el juicio no tendrá como cobrar. Eso es fantaseoso porque Pdvsa es una empresa que no se puede esfumar, es ridículo pues no hay ninguna posibilidad real ni hay voluntad ni gesto alguno de que ésa sea nuestra intención.

—¿Qué pasará con la asociación en Chalmette?

—Somos socios en proporción de 50-50. Exxon procesa allí una sexta parte del crudo mejorado en Cerro Negro. Somos socios y ellos no pueden vender su parte sin nuestro consentimiento y nosotros tampoco podemos hacerlo sin su aprobación. Esa mitad de Chalmette vale más de lo que le debemos en cualquier situación razonable.

Es decir, no existe tal peligro y lo hicieron sólo para causar zozobra, para ver si nos apabulla, para ver si consigue crear pánico en la banca y que tengamos problemas de operación diaria bajo la amenaza de que les debemos 12 millardos de dólares.

—¿Cómo ha sido la reacción de la banca con respecto a Venezuela?

—Nos hizo preguntas, y las respondimos una por una. Quedaron satisfechos. En cuanto a la migración de la faja había el problema de que toda asociación tenía una deuda significativa pues hubo financiamientos de miles de millones de dólares; hablamos con la banca y aseguramos que esa deuda de las migraciones está cubierta.

Con toda la banca tenemos acuerdos bajo diferentes opciones. Ningún banco tiene que quejarse, aunque sí se pusieron nerviosos por los cambios hechos, pero les aseguramos, junto con los socios que migraron, que la deuda no está en tela de juicio.

—¿Cuál es la deuda real con Exxon Mobil?

— Con Exxon Mobil no existía ninguna deuda en la banca, y le explicaré cómo nos incautan los 300 millones de dólares. Venía una deuda pequeña que decidimos pagarla porque era más oneroso renegociarla y migrarla. Con BP no había deuda, pero sí la había con Exxon y con Pdvsa en igual proporción.

Nosotros teníamos que pagar una deuda y quedaban represados en un fondo 600 millones de dólares como garantía. Cuando pagamos, hubo una transferencia de 300 a Exxon y 300 a Pdvsa y ellos sabían cuándo llegaba el dinero a la cuenta.

Así, Exxon actuó de mala fe al preparar la acción en secreto y cuando se hizo el depósito en cuenta embargaron esos 300 millones. Eso era en Pdvsa Cerro Negro donde eran socios alegando que esa empresa iba a desaparecer y que querían esa garantía.

No creo que el caso era muy sólido, pero la corte nos congeló ese dinero. Por ser empresa del Estado, Pdvsa casa matriz tiene inmunidad soberana en EE UU por lo que sus cuentas no son embargables preventivamente, sino que primero se necesita un juicio con un fallo y si la corte sentencia en esa dirección si se puede ir a la acción. Por eso se fueron a Inglaterra y en su presentación a la corte dicen que la acción no la podían tomar en EE UU, razón por la cual insistimos que ésa es una maniobra más que dudosa en lo que tenemos otras objeciones porque Pdvsa no tiene negocios en el Reino Unido, además de que la demanda de Exxon tampoco está ahí, entonces ¿qué autoridad tiene la corte inglesa para intervenir?

—¿En qué estado se encuentra la acción emprendida en Holanda?

—Depende directamente de Londres porque la acción en Inglaterra dio a lugar a la de Holanda y ese país ya dijeron que trabajarán el caso en base a los bienes en Holanda, no más allá de eso.

—¿No han pensado que Conoco cambie de opinión mas tarde?

—No puedo dar ninguna garantía, pero no hay ningún indicio en ese sentido. Conoco es un caso mucho más grande e importante que el de Exxon que tenía en Cerro Negro 50.000 barriles diarios de petróleo extrapesado, Eni Dación tenía 62.000 bd de crudos medianos que también lo hacía más grande que el de Exxon, pero ésta tiene mucha más capacidad de crear ruido en el mundo.


Publicar un comentario

 Suscribirse a este Blog